The Blog

15 Leyes de tráfico sorprendentes: las normas de la carretera

¿Alquilarás un coche durante las vacaciones? Tanto si cruzas la Ruta 66 como si solamente vas del aeropuerto a tu hotel, antes de ponerte en marcha, consulta las normas y leyes del país en el que conducirás.
Hemos encontrado 15 leyes de lo más absurdas y extrañas, pero de lo más serias, para que no te pillen.

1. Alcoholímetros (Francia)

Si vas hasta París, asegúrate de que los conductores de todos los vehículos a motor y motocicletas lleven un alcoholímetro. De lo contrario, si la policía te para y no puedes enseñárselo cuando te lo pida, te cae una multa de 11€.

2. Pegatinas GB (Unión Europea)

En Europa, a menos que el coche que conduzcas lleve en la matrícula las letras GB, tendrás que llevar una pegatina con las letras GB. Y también tendrás que tener una foto de la reina en el salpicadero y llevar un bombín (¡eso último es broma!).

3. Niños (Francia)

En Francia, los menores de 10 años no pueden viajar en el asiento delantero si el vehículo no dispone de una silla especial para niños. La única excepción es si el vehículo no tiene asientos traseros (si tienes un Lotus, te salvas), no tiene cinturones en los asientos traseros (¿pero eso no es ilegal?) o si el asiento trasero ya está ocupado por un menor de 10 años (que lleva cinturón, claro está).

4. La norma del semáforo rojo (EE.UU.)

Cuando tienes prisa los maldices, pero un semáforo rojo es sinónimo de parada. Si no te paras puedes tener serios problemas. Pero en EE.UU. puedes girar a la derecha incluso con el semáforo en rojo, siempre que la calle esté despejada de tráfico y peatones.

5. Claxon (diversos países)

Mientras que en algunos países el uso constante del claxon es obligatorio (para más eficacia, combinado con epítetos de lo más coloridos dirigidos a otros usuarios de la carretera), puede sorprender que en mucho otros, como el Reino Unido, está prohibido usar el claxon de noche o en zonas urbanas.

6. Tranvías (Noruega)

En Noruega, los tranvías tienen preferencia. Puedes poner la norma a prueba, pero no te lo aconsejamos.

7. Luces (varios países)

Mientras que normalmente, si te dejas las luces encendidas acabas sin batería, en países como Suecia, donde las horas de luz escasean en invierno, es obligatorio dejarlas encendidas siempre, incluso un día soleado de verano.

8. Alcohol (Macedonia)

Beber y conducir es ilegal, desde luego. Pero en Macedonia las autoridades van incluso más allá: si estás bajo la influencia del alcohol no puedes sentarte en el asiento delantero, y presuntamente no solo porque serías de lo más inútil como copiloto.

9. Alcohol (EE.UU.)

En Estados Unidos, las leyes de tráfico varían de estado a estado. En algunos se considera una ofensa llevar bebidas alcohólicas dentro del coche. Así que si vas por Skyline Drive con las ventanas bajadas y John Denver en la radio, guarda la caja de Bud Light en el maletero.

10. Beber (Chipre)

Ya no hablamos de alcohol, en Chipre, un simple trago de zumo de naranja al volante puede causarte problemas. Si tienes sed, cosa bastante probable durante el caluroso verano chipriota, debes parar para poder beber dentro del coche.

11. Fumar (Grecia)

Mientras que en el Reino Unido está prohibido fumar en los vehículos de trabajo, en el vehículo privado puedes fumarte un paquete de Silk Cut cuando te plazca. Pero en Grecia está prohibido fumar en los coches en general. Así que si vas de Alexandropoulis a Atenas, ponte un parche o aprovecha para dejarlo.

12. Autostop (varios países)

Hacer autostop tiene un cierto romanticismo, pero ya no. En muchos países, como Rusia, es ilegal levantar el pulgar y  mostrar carteles de cartón. Asimismo, recoger a un autoestopista también es ilegal.

13. Suciedad (Bulgaria)

Mientras que en España es todo un honor que alguien escriba LÁVALO en tu furgoneta blanca, en Bulgaria esto te traería problemas. Es obligatorio lavar el coche antes de entrar en el país, así que nada de mensajes divertidos. En Costa Rica, tienes que fumigar el coche antes de que te dejen entrar.

14. Mujeres (Arabia Saudita)

Presuntamente, en Arabia Saudita escasean los chistes de mujeres al volante, ya que la ley prohíbe a cualquier mujer conducir un coche.

15. Aparcamiento (España)

En las calles de una sola dirección de algunas ciudades españolas solo se puede aparcar en el lado de la calle con casas de números impares los días impares del mes, y en el lado con casas de números pares los días pares del mes. ¿Entendido?

 

 

Qué ver en Bilbao
 Bilbao es una de las ciudades más hermosas y con más historia que podemos visitar en España. A su atracción turística más popular, el Museo Guggenheim, se le suma el extraordinario atractivo del Casco Viejo, que refleja en cada uno de sus rincones la historicidad de la ciudad, así como otros edificios y lugares de interés. Si vas a organizar un viaje por el País Vasco, estás obligado a conocer y explorar esta magnífica ciudad. Aquí te mostramos una selección de lo que puedes ver en Bilbao.

Museo Guggenheim

Qué ver en Bilbao: Museo Guggenheim

La mayor y principal atracción turística de Bilbao es el Museo Guggenheim. Hoy día se ha convertido en una de las construcciones de arquitectura contemporánea más famosas y apreciadas del mundo. Construido por el arquitecto norte americano Frank Hehry, el Guggenheim sorprende, especialmente, por el fascinante diseño del edificio lleno de curvas, formas y recubierto en titanio, piedra y cristal. En el exterior, además, podemos contemplar impresionantes esculturas como la gigantesca araña de metal, la escultura de esferas de metal y otra escultura cubierta de flores que simula la forma de un perro, al que los bilbaínos han bautizado como Puppy, convirtiéndolo en la mascota de la ciudad. Visitar el conjunto arquitectónico del museo por la noche, con el reflejo de las luces de la ciudad es realmente espectacular, no dudes en incluirlo a tu lista de qué ver en Bilbao.

En su interior, el Guggenheim acoge numerosas obras del arte moderno del s. XX y XXI con una Colección Permentante y muchas exposiciones temporales. Es también el escenario de otras actividades artísticas relacionadas con la música, la moda, la interpretación, etc.

 Casco Viejo

Este es otro punto de interés que debes ver en Bilbao. El casco viejo, conocido también como “las siete calles”, es la zona con más ambiente de la ciudad, está repleta de bares y restaurantes en los que puedes probar los famosos pintxos de la cocina vasca. Dedícate a pasear por las calles, ver las tiendas y acercarte a las costumbres de la gente local.

En el casco viejo de Bilbao se encuentran algunos de los edificios más importantes de la ciudad, como la Catedral de Santiago, la Iglesia de San Antón, el Museo Arqueológico, Etnológico e Histórico Vasco, la Plaza Nueva… Aquí puedes ver bonitos Hoteles cerca del Casco Viejo.

Museo de Bellas Artes de Bilbao

Qué ver en Bilbao: Museo de Bellas Artes de Bilbao

Aparte del Guggenheim, otro museo que merece la pena ver en Bilbao es el Museo de Bellas Artes. Los amantes del arte quedarán encantados con la impresionante colección de pinturas, esculturas, obras sobre papel y artes aplicadas que alberga el museo. Podemos admirar desde pinturas españolas, de la escuela flamenca hasta otras obras de artistas vascos. La entrada general al museo tiene un precio de 6 euros, pero hay entradas reducida para estudiantes, menores de 25 y mayores de 65 años así como para grupos de 15 personas. Puedes informarte con más detalle en su página web.

Catedral de Santiago

Qué ver en Bilbao: Catedral de Santiago

En el caso viejo, podemos ver la Catedral de Santiago, la iglesia más antigua de Bilbao. Se trata de un templo gótico, dedicado a Santiago Apóstol, que fue construido sobre una antigua ermita de la época de las peregrinaciones jacobeas. De la Catedral, destacamos la gran belleza del coro y el claustro. No dudes en visitar esta imponente construcción y descubrir sus rasgos neogóticos que la hacen tan especial.

Basílica de Begoña

Qué ver en Bilbao: Basílica de Begoña

Una leyenda cuenta que en la ermita sobre la que está hoy en día construida la Basílica de Begoña, se reapareció la Virgen a principios del s. XVI. En la actualidad, podemos admirar una edificación en la que se venera a la Virgen de Begoña, de gran devoción para los habitantes de Bilbao. El edificio destaca por fusionar los estilos gótico y renacentista, y por el retablo neoclásico del Altar Mayor que se puede apreciar en su interior.

Mercado de la Ribera

Qué ver en Bilbao: Mercado de la Ribera

Si hay algo singular en la ciudad de Bilbao, esto es el Mercado de la Ribera. Está localizado en el Casco Viejo, junto a la Ría de Bilbao, y es un excelente modelo comercial para toda Vizcaya. Es más, hablamos del mercado cubierto más grande de toda Europa. Allí, puedes encontrar alimentos de toda clase y de excelente calidad. Dedica un poco de tu tiempo libre a recorrer este magnífico espacio, te sorprenderá gratamente.

Ayuntamiento de Bilbao

Qué ver en Bilbao: Ayuntamiento de Bilbao

El Ayuntamiento de Bilbao destaca por ser una construcción elegante, señorial y con una gran ornamentación. Es una obra del arquitecto Joaquín Rucoba, de estilo neoclásico, con influencias barrocas y de aire afrancesado. El interior se compone de impresionantes salones y una decoración exclusiva y muy lograda con todo tipo de elementos como cristaleras, esculturas, bustos, cuadros, lámparas, etc.

Puente Colgante de Vizcaya

Qué ver en Bilbao: Puente Colgante de Vizcaya

Declarado Patrimonio Mundial de la Unesco, el Puente Colgante se erige sobre la Ría de Bilbao y une las localidades de Getxo y Portugalete. Fue inaugurado en el 1893, siendo el primer puente del mundo con transbordador colgante. Te recomendamos visitarlo para disfrutar de unas vistas panorámicas espectaculares.

Metro de Bilbao

Qué ver en Bilbao: Metro de Bilbao

Incluimos también en nuestra selección de lugares y atracciones a visitar en Bilbao, su sistema de metro. Y, es que, presenta una apariencia con toques futurísticos y una arquitectura que lo diferencia del resto. Su diseño se debe al arquitecto Norman Foster, quien quiso crear una red de metro de fácil acceso y cercana a la calle. Impacta su originalidad, su construcción basada en hormigón, acero y cristal y la amplitud de las estaciones.

Fuente: www.ocio.uncomo.com

Que ver en … París

París la ciudad del amor.

 Sin duda la mayoría de las personas piensan que París es la ciudad del amor principalmente porque es muy hermosa, el lugar ideal para irse de vacaciones con tu pareja, una de las cosas más curiosas que tiene es la “pared de los Te quiero” donde están escritos te quiero en 400 idiomas diferentes. Las personas que la han visitado afirman que París es la ciudad más glamurosa del mundo además es la que tiene mayor número de monumentos. Hay algunos lugares preciosos e inolvidables que son dignos de ver y disfrutar de su estancia. También París es la ciudad que tiene más muestras de amor y más sitios llenos de romanticismo que les encantan a las parejas que van allí de viaje. La Torre Eiffel es el monumento más característico de París y a la vez el más famoso y representativo de la ciudad. Lugares y monumentos más característicos y más hermosos de ésta ciudad.

Las vacaciones en París no tienen por qué salirte muy caras. De hecho, si investigas un poco, podrás ver muchos de los atractivos de la Ciudad de las Luces ¡gratis! Para ahorrarte un poco de tiempo, hemos recopilado una lista de las principales cosas que puedes ver y hacer en París. Desde visitar museos gratis hasta descubrir la Torre Eiffel de cerca sin pagar ni un céntimo, ¡tenemos todo lo que necesitas!

Torre Eiffel

Es una estructura de hierro de 330 metros diseñada por el famoso ingeniero francés Gustave Eiffel, esta torre fue la más elevada del mundo durante 40 años.

Ve iluminarse la Torre Eiffel de noche No tienes que pagar para ver la Torre Eiffel en su momento más bonito. Cada noche, la Torre Eiffel brilla durante cinco minutos cada hora después de la puesta de sol (hasta las 2 de la madrugada). Es precioso ver la torre iluminar el cielo y, cuanto más te acercas mejor verás las luces parpadear como diminutos diamantes. Conseguirás algunas de las mejores vistas de la Torre Eiffel en el Campo de Marte, en el que puedes entrar gratis. ¡Incluso puedes llevar un picnic al parque y cenar bajo la centelleante Torre Eiffel!
 

Visita museos gratis en París

Imagen del Museo del Louvre en París Puedes visitar gratis el Louvre y otros museos en París cada primer domingo del mes

¿Te gustaría ver el Louvre o el Museo d’Orsay sin pagar? Puedes visitar todos los museos más importantes de París gratis el primer domingo de cada mes. Como es de esperar, los museos más famosos de París se llenan esos días, por lo que deberías intentar llegar temprano por la mañana o hacia el final de la tarde. También puedes decantarte por visitar alguno de los museos menos conocidos (pero que aun así son fantásticos) de París, como el Musée des Arts et Métiers o el Musée Rodin.

¿Eres ciudadano de la Unión Europea y tienes menos de 25 años? ¡Tenemos buenas noticias para ti! Puedes visitar todos los museos de París de forma gratuita. Se incluyen todos los museos principales y los más pequeños, así como otras importantes atracciones como el Palacio de Versailles. Acuérdate de llevar encima la documentación, como por ejemplo el pasaporte o el documento de identificación nacional, ¡o tendrás que pagar!

¿No eres de la UE o tienes más de 25 años? Aun así hay varios museos en París que no cobran por la entrada. Por ejemplo, el precioso Petit Palais que se encuentra cerca de los Campos Elíseos alberga una maravillosa colección permanente de obras de arte y su entrada es siempre gratuita. La Maison de Victor Hugo, en la famosa Place des Vosges, tampoco cobra por entrar. Estos son solo dos ejemplos de los muchos museos gratuitos que tiene esta ciudad. Visita Entrada gratuita a los museos de París para ver la lista completa de museos que tienen entrada gratuita.

 Explorar los parques de París

París alberga numerosos parques preciosos que se pueden visitar sin pagar. En el centro de la ciudad se encuentra el maravilloso Jardin des Tuileries, el Jardin du Luxembourg y el Jardin des Plantes. También hay varios parques extensos en los distritos periféricos, como el Parc des Buttes Chaumont, el Parc de Belleville, el Parc Andre Citroen y el Parc de la Villette. Incluso puedes visitar los jardines de Versailles gratis en temporada baja.

Móntate en el funicular en Montmartre

Imagen del funicular de Montmartre y del Sacre Coeur
El funicular de Montmartre te puede subir gratis al Sacre Coeur si tienes una tarjeta

Aunque, técnicamente, hay que pagar una entrada para montarse en el funicular, puede subirse de forma gratuita si dispone de una tarjeta de metro cargada. El funicular va desde la base hasta la cima de Montmartre y es una forma estupenda de explorar este barrio bohemio. Si no tienes una tarjeta de metro de un día, de una semana o de un mes, también podrás subir la colina atravesando el parque que lleva hasta el Sacre Coeur. Desde los escalones de la iglesia disfrutará de unas impresionantes vistas panorámicas de París.

Visita las iglesias y las catedrales de París

Encontrarás muchas iglesias y catedrales preciosas por toda la ciudad, y la mayoría se pueden visitar gratis. La famosa Catedral de Notre Dame, en la Ile de la Cité, y el Sacre Coeur, en Montmartre, no cobran por entrar. También hay numerosas iglesias históricas en París que presentan una ingeniosa arquitectura y sorprendentes vidrieras. Descubrirás que mientras paseas por los distritos de París te irás topando con iglesias impresionantes cuando menos te lo esperas.

Visita la Bibliothèque Nationale de France 

Imagen de la Biblioteca Nacional de Francia en París
Una de las torres con forma de libro de la Biblioteca Nacional de Francia en París

La Biblioteca Nacional de Francia, más conocida como la BNF, es un impresionante edificio moderno situado en el 13º distrito de París. Construida en 1996, la biblioteca está compuesta por cuatro altas torres de vidrio y cromo con forma de libros. Estas torres contienen la colección permanente de la biblioteca de más de 14 millones de libros. Entre las torres se encuentra un jardín central con hermosos pinos viejos. Se puede visitar la biblioteca de forma totalmente gratuita y, ya te acerques por la arquitectura o para examinar minuciosamente los libros históricos de la colección permanente, seguro que la BNF se convertirá en una fascinante visita.

Vea los monumentos más famosos de París gratis

Imagen del Arco del Triunfo en París
El Arco del Triunfo en los Campos Elíseos en París

Como ocurre con los museos de París, puedes visitar la mayoría de los monumentos más famosos de esta ciudad gratis el primer domingo de cada mes. Ten en cuenta que esto solo se aplica a la temporada baja, entre el 1 de noviembre y el 31 de marzo. Entre los monumentos que puedes visitar gratis se encuentran el Arco del Triunfo, el Chateau de Vincennes, el Panteón y la Conciergerie. Para obtener más información sobre el Arco del Triunfo, échale un vistazo a Visita el Arco del Triunfo. También puedes subir a las torres de la Catedral de Notre Dame de forma gratuita. Ten en cuenta que la entrada a la torre está situada fuera de la Catedral, en la parte izquierda de la fachada. La Catedral se puede visitar siempre gratis.

Descubre las Arènes de Lutèce

Las Arènes de Lutèce son un anfiteatro romano y uno de los restos más importantes de la época galo-romana de la zona de París. Construido aproximadamente en el siglo I d.C., el anfiteatro consistía en una arena en un nivel más bajo, con un escenario y balcones alrededor que tenían capacidad para 17.000 espectadores. El anfiteatro se usaba tanto para las actuaciones teatrales como para las luchas. Actualmente puedes visitar los restos del anfiteatro gratis en un pequeño parque llamado Place Emilie Male, cerca del Jardin des Plantes, en el Barrio Latino.

9. Visita el Cementerio de Père-Lachaise

Imagen del Cementerio de Père-Lachaise Tumbas en el Cementerio de Père-Lachaise

El Cementerio de Père-Lachaise es el más famoso de París y es también un parque tranquilo de una belleza extraordinaria en el centro de la bulliciosa ciudad. Se puede visitar este enorme cementerio de forma gratuita, pero en la mayoría de sus entradas te dan la opción de comprar un mapa del cementerio por un pequeño precio. Es una buena idea comprarlo si quieres visitar alguna tumba en particular, ya que puede resultar muy difícil encontrar incluso las famosas tumbas de Jim Morrison, Oscar Wilde y Edith Piaf. Visita el cementerio un día soleado y pasea por las calles de adoquines bajo los frondosos árboles. Las elaboradas tumbas son dignas de admiración.

10. Asiste a un desfile de moda en las famosas Galerías Lafayette

Todos los amantes de la moda tienen que pasar por los almacenes más famosos de París, las Galerías Lafayette. Los almacenes incluyen muchas marcas de diseño y tiene un precioso techo abovedado hecho de vidrio. Cada viernes a las 3 de la tarde podrás asistir a un desfile de moda en la séptima planta de las Galerías Lafayette. Su asistencia es gratuita, aunque hay que reservar los asientos con anterioridad. Puedes reservar un asiento mandando un correo electrónico a la dirección welcome@galerieslafayette.com. Asegúrate de visitar también los cercanos almacenes Printemps después de visitar las Galerías Lafayette. La planta superior de Printemps tiene una impresionante azotea que también puedes visitar gratis y que ofrece vistas panorámicas de 360 grados de París.

Fuentes: http://planetaneyra.blogspot.com.es, http://www.nyhabitat.com

Zurich-Panoramica

Qué ver en … Zürich (Suiza). 10 visitas imprescindibles

 

Zürich, la ciudad más poblada de Suiza, es la capital financiera y cultural del país. La ciudad de los bancos destila lujo y bienestar por todas partes (no en vano ha sido declarada por dos veces la ciudad con mayor calidad de vida del mundo), pero también reserva muchas sorpresas a los viajeros que busquen cultura, historia, arte, naturaleza, etc. Aquí dejo mi listado subjetivo de recomendaciones, con 10 lugares que visitar en Zürich, ordenados de forma aleatoria, con enlaces de interés.

1. Grossmünster. Es la iglesia más emblemática de la ciudad. Reconocible por sus campanarios gemelos, jugó un papel muy importante en la Reforma Protestante del s.XVI. Este templo románico (con elementos góticos) ofrece la posibilidad de obtener unas buenas vistas de Zürich y el río Limmat desde sus torres. La entrada general es gratuita, pero hay que pagar para subir. Web oficial (en alemán). También son notables la Iglesia de San Pedro y la Iglesia-abadía de Fraumünster.

2. Zooh! Zürich. El Zoo de Zürich alberga más de 1,500 animales de 320 especies diferentes. Destaca por la excelente recreación de diferentes hábitats naturales y algunos de sus exóticos animales. Información sobre precios y horarios.

3. Sede de Google en Europa.  Desconozco si se puede hacer una visita por el interior ,pero merece la pena acercarse hasta el edificio de Google para ver cómo trabaja esta gente. Dirección y formas de contacto. En Zürich también se encuentra la sede central de la FIFA.

4. Kunsthaus Zürich. La Galería de Arte de Zürich es quizá el más famoso de los tres grandes museos de la ciudad. Su extensa oferta abarca obras de Picasso, Monet, Munch, Vang Gogh o el famoso artista local Giacometti. Horarios y precios aquí. Los otros dos museos recomendables son el Museo Nacional Suizo (Schweizerisches Landesmuseum) y el Museo Rietberg.

5. Opernhaus. La Ópera de Zürich es uno de los auditorios más importantes de Europa. El edificio, de estilo neobarroco, fue inaugurado en 1891. Más información aquí.

6. Bahnhofstrasse. Es una de las calles más elegantes y caras de Europa. Aquí podremos encontrar las marcas más prestigiosas del mundo, productos suizos de alta calidad, las últimas tendencias en moda, etc. Es recomendable un paseo desde la Calle Rennweg pasando por Paradeplatz hasta el lago, siempre en paralelo al río Limmat. Mapa de las tiendas aquí.

7. Casco antiguo. En la orilla opuesta encontramos la coqueta ciudad histórica de Zürich, repleta de iglesias y otros edificios ilustres, así como galerías de arte, librerías, cafés, etc. También allí encontramos el Cabaret Voltaire (ahora convertido en museo) donde supuestamente nació el dadaísmo.

8. Jardín Botánico de Zürich. El Botanischer Garten, perteneciente a la Universidad de Zürich, alberga miles de plantas diferentes en un agradable espacio de más de 5 hectáreas. Ideal para desconectar del bullicio de la urbe. Más información aquí.

9. Lago Zürich. Con un área de unos 90km2 y más de 40km de largo, este importante lago suizo ofrece multitud de alternativas de ocio y constituye otra excelente oportunidad de estar en contacto con la naturaleza. También es útil conocer los horarios y rutas de barcos para pasajeros.

10. Uetliberg. A media hora del centro de la ciudad se encuentra el punto más alto de Zürich, al que es recomendable acercarse para pasear y obtener unas inmejorables vistas del lago, los Alpes y la propia ciudad. Más información aquí.

Recomendaciones para comer bien en Zürich

Fotos iPhone 109

Para comer en Suiza, específicamente en Zürich, puedes escoger dos opciones: la medio/cara, y la muy cara. Desgraciadamente no hay chollos ni nada especialmente barato, ya que la comida es de lo más caro en Suiza. Aún así os detallamos qué opciones tenéis…

La opción medio/cara: Entre 7 y 14 euros por persona
La opción cara/muy cara: más de 20 euros por persona.
Una buena opción es cargar las pilas en el hotel, con un buen desayuno de frutas, yogur y muesli, que da para toda la mañana y principios de la tarde, cuando podéis comer, y luego una cena muy ligera. Con esto podríais pagar una sola comida en la calle, comprando fruta o una ensalada lista en un supermercado y la tomáis en el hotel.
Las especialidades suizas consisten en platos con patatas o cerdo en la parte alemana, mientras que en la parte más francesa tenéis quesos y el fondue, y la parte italiana, donde podéis encontrar especialidades de dicho país. También son especialistas en chocolates y para los más golosos os recomendamos una cadena de pastelerías, como es Sprüngli: una cadena con tradición desde 1836, la cual sólo por sus escaparates bien merece la pena la visita.

Pero ya basta de dulces… vayamos al tema!

En Niederdorfstrasse, una calle que va paralela al río (Limmatquai), justo por detrás de Grossmünster, podréis encontrar muchos restaurantes, de precio “medio”, lo cual serán unos 20€ por persona. No os atormentéis, porque no hay más opciones de restaurantes más baratos (las opciones para ahorrar os las diré más adelante). Por ahora considerad esta calle más que el casco antiguo, donde los precios puedes ser exorbitantes.

Pues bien, en plena Niederdorfstrasse (Nº 7) tenéis un gran sitio para comer fondue en Zürich: se llama Suiss Chuchi, donde puedes tomar una gran variedad de fondues de queso, carne, combinados (carne y pollo), etc. El restaurante se reconoce fácilmente por su toldo amarillo, así como por la vaquita azul que veréis en el balcón de una de las habitaciones del Hotel Adler, que se encuentra a la vuelta de la esquina.


La variedad es tremenda, ya que podéis escoger entre quesos más o menos fuertes, con más o menos alcohol, y con raciones generosas que dejarán satisfechos a 2 comensales por ración.
El precio promedio por persona es 25€, pero con buena calidad y trato amable, incluyendo cerveza, que es de lo más caro que puedes tomar, ya que el alcohol es muy caro en Suiza. Además, tened en cuenta que si queréis tomar algo auténtico suizo, esta es su especialidad, y qué mejor lugar que comerlo aquí?
Otro restaurante con especializades suizas en la misma calle, pero más arriba (Nº 70), subiendo en dirección a la estación central es Johanniter, con sus típicos estofados de ternera con champiñones a la mostaza, acompañados de Rösti (patatas cocidas aplastadas y horneadas). Buena calidad por 25€.

También está el típico escalope de cerdo o “Schnitzel”, en el cual se paga a precio de ternera en Suiza, aunque en España podríais conseguir el mismo menú por 10€…

NO recomendamos comer por ejemplo pizzas, ya que sabemos que una pizza en Madrid no cuesta más de 10/12 euros y de paso no es una especialidad de Zürich, Berna o Lucerna. Además, si tenéis la “suerte” de comer la pizza donde la comimos, puede que os encontréis un servicio bastante frío y desagradable (Restaurante ).

Si queréis tomar algo para picotear, entonces podéis tomar las típicas salchichas que venden en los puestos callejeros. Os puedo decir que las salchichas que podéis encontrar en no menos de 5 estilos diferentes son exquisitas aunque caras, ya que cuestan no menos de 6 euros cada salchicha. Vienen acompañadas de las salsas que les pongas y un trozo de pan, pero aún así y siendo riquísimas, son caras. Por ejemplo la misma salchicha no cuesta más de 3 euros en Alemania o 5 euros en Dinamarca.
vorderersternen_bratwurst-zurich
Y por último, pero no menos importante, la opción económica es comprar la comida en los puestos de comida preparada de una cadena de supermercados llamada Coop. Fácilmente sale mucho más económico que en cualquier otro sitio, y además, cuentan con mesas y sillas para tomar la consumición en el mismo supermercado. Puede saliros comer bien con salchicha o pollo, ensalada, etc por unos 10€. Si vais con presupuesto ajustado, esta es la opción ideal.

Comenzamos, con una serie de propuestas para los amantes de los mercadillos. Los viajeros que disfrutáis encontrando regalos curiosos, objetos inéditos y recuerdos de cada país, no os podéis perder los diferentes mercadillos que se concentran en la época navideña.Desde principios de diciembre hasta después de Navidad, los mercadillos navideños inundan las calles más céntricas de numerosas ciudades europeas. Esta tradición está especialmente arraigada en el centro y en el norte del continente, donde los puestos se encuentran rodeados de edificios al más puro estilo del cuento Hansel y Gretel.

Milán organiza el Green Christmas, unos mercadillos de Navidad ecológicos, con ropa ecológica, objetos de diseño fabricados con materiales bio-ecológicos y productos cosméticos naturales. Pero si lo que os entusiasma son las atracciones y ferias, os recomendamos ir a Winter Wonderland en Hyde Park (Londres), que cuenta con grandes mercadillos ambientados con espectáculos de circo, pistas de hielo y noria.

Los amantes de los mercadillos tradicionales navideños con dulces típicos, adornos y productos artesanales encontraréis en la Piazza Navona de Roma el lugar ideal para estas Navidades. En la misma línea, Berlín, y en especial el barrio de Mitte, se viste de luces y tenderetes con decoraciones navideñas, repostería y el famoso Glühwein (vino caliente).

Para los que prefieren el norte, y como no, su frío,  del 3 de noviembre al 4 de enero, también en la ciudad de Berlín se organiza el Winter World en Potsdamer Platz, un mundo de hielo en medio de la capital alemana para disfrutar de algunos deportes de invierno como patinar y montar en trineo, además de asistir a un montón de conciertos y espectáculos. Pero si preferís algo más tranquilo, en Londres, podréis revivir la imagen más romántica de las películas de amor navideñas patinando sobre hielo en el London Eye Ice Rink durante los meses de diciembre y enero.

En los viajes siempre hay alguien que se decanta más por los conciertos y los festivales, por eso, si lo que buscáis es fiesta, el London’s New Year’s Day Parade no os decepcionará. En este mítico desfile del 1 de enero podréis bailar al ritmo de cheerleaders, músicos, performances y varios conciertos. Además, con este desfile se recaudan fondos para obras de caridad. Aunque, por otra parte, si buscáis algo más tranquilo, la capital holandesa ofrece una alternativa: durante el Amsterdam Light Festival, del 6 de diciembre al 19 de enero, los canales de la ciudad se convierten en lugares mágicos gracias a las increíbles esculturas y proyecciones lumínicas que llevan a cabo los mejores artistas de la luz nacionales e internacionales a lo largo del río Amstel.

No podemos acabar este post sin dejar alguna propuesta para los que prefieren una escapada por nuestro país, puesto que para desconectar no hace falta ir muy lejos y en España también tenemos muchas actividades navideñas que valen la pena.

En Barcelona, los días 25 y 26 de diciembre y 1 de enero, hay espectáculos de agua, luz, color y música en La  Font Màgica de Montjuïc. Además, el popular mercado de Santa Llúcia, en el barrio gótico de la ciudad condal, ofrece todo tipo de productos artesanales. Algo único en Madrid es la Carrera San Silvestre Vallecana, una maratón de 10 km para celebrar el último día del año. Pero si quieres descubrir Madrid de una forma única y en familia, no os perdáis las rutas por la capital en bici y patines para disfrutar de su historia y de la Navidad moviéndose un poco.

Finalmente, para los viajeros navideños que buscan algo más festivo y folclórico, Los Tunos os esperan en Sevilla  o el baile de Los Seises en la Catedral de esta ciudad, cumplirán vuestras expectativas.

postal navideña

Fuente: www.solomarketing.es